Ramas o sendas del yoga

El yoga milenario se dividía en varias ramas o sendas:

El yoga de la acción o Karma Yoga, el yoga devocional o Bhakti Yoga, el Gñana Yoga o yoga del conocimiento y el Raja Yoga el yoga físico. La práctica combinada de esas ramas de yoga es lo que se conoce como Yoga Integral.

En el Karma yoga, lo que se trabaja es básicamente una actitud ante de la vida de entrega a los demás, atención en el momento presente y desapego hacia los deseos y tu propio ego. El Bhakti Yoga es una práctica de sacrificio y entrega al estudio hacia la divinidad, sea como sea que lo entendamos. El yogi canaliza todas sus energías hacia el objeto de su devoción: el amor puro, la naturaleza, el gurú, lo absoluto etc...El Gñana Yoga está asociado a la filosofía Vedanta hindú, es el yoga del conocimiento y la sabiduría, el yoga más filosófico.

Por último el Raja yoga es la vía de la introspección, se transciende poco a poco el mundo exterior y el mundo físico. Este yoga se identifica con el sistema de Patanjali, los “Sutras” una serie de aforismos, donde este sabio describía el conocimiento del mundo y cómo movernos en él, a través de ocho pasos o Ashtangas, que el yogi o practicante debe perfeccionar para alcanzar la liberación. Dentro de este Yoga Menta o Raja yoga, podemos encuadrar los dos estilos de yoga más practicados en la actualidad, Hatha y Kundalini.

Namasté

Delia Cortina